Vayan a ver “TRABAJANDO UN DIA PARTICULAR”, última función el domingo!

24688_376119622313_678422313_3832386_6824757_n

Tuve la oportunidad de asistir el jueves pasado a formar parte de un ejercicio teatral más que sorprendente. En primer lugar vemos una obra construida con un enorme potencial dramático y protagonizado por dos excelentes actores: Daniel Giménez Cacho y Laura Almela. “Trabajando un día particular” es una puesta en escena que se presente en el Teatro El Milagro (Milán 24, Colonia Juárez entre General Prim y Lucerna). Está basado en la cinta de Ettore Scola “Una giornata particolare” estrenada en 1977.

El 6 de mayo de 1938, Hitler visita Roma. Es un día de fiesta para la Italia fascista, que se vuelca en el recibimiento. En una casa de vecinos sólo quedan la portera, un ama de casa, Antonietta (Laura Almela), y Gabriele (Daniel Giménez Cacho), quien teme que la policía le detenga por homosexualidad. Al margen de la celebración política, Antonietta y Gabriele establecen una relación afectiva muy especial, que les evade durante unas horas de la tristeza de su vida cotidiana.

trabajando_un_dia_particular1

El teatro existe con la convención que se da entre el actor y el espectador, esta puesta en escena dotada de una enorme frescura se basa en la emblemática relación de los personajes de la cinta, adaptándola de una forma mágica y directa. No se necesita de una súper producción para lograr que una puesta en escena sea grande y poderosa, en esta puesta se necesita de dos poderosos histriones, un gis y pocos elementos de apoyo. La imaginación es parte del juego que forma el público.

Con un ritmo muy bien llevado, la obra evoca la homosexualidad vista como una enfermedad en la Italia de los 30s, dónde el hombre no era hombre si no era padre, soldado y esposo. Ambos personajes evocan la tolerancia y la reciprocidad conforme se van conociendo. Y aunque todo se da en un día, ese día es como si hubieran llegado a tener una vida juntos.

El talento de Giménez Cacho forja un personaje lejos de estereotipos, que conforme avanza la trama va desarrollando su historia y el público lo abraza. Esta cinta me deja el mismo sabor de boca que cuando veo El beso de la Mujer Araña de Manuel Puig, una dupla de personajes que conforme van conociéndose la tolerancia y el respeto se hacen presentes, ambos personajes se desdoblan y muestran todos los matices a sus cotidianeidades.

“Trabajando un día particular” va a estar en cartelera hasta el domingo 27 de junio. Por lo que tienen aún oportunidad: Jueves y viernes a las 20:30 hrs, Sábado a las 19:00 hrs y Domingo a las 18:00 hrs. Es importante que sigamos manteniendo vivo el teatro mexicano que hecho con pocos elementos logran darte una gran espectáculo.

Anuncios

Todos eran mis hijos

wawis_todos_eran_mis_hijos_cartel

Joe Keller (Fernando Luján), un exitoso hombre de negocios ha hecho una fortuna vendiendo piezas de aviones al gobierno de los Estados Unidos durante la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, un cargamento de piezas defectuosas ha provocado la caída de más de veintiún aviones, varios pilotos murieron, otros fueron reportados como desaparecidos, entre ellos Larry, el hijo menor de los Keller. Han pasado ya más de cuatro años, pero Kate (Diana Bracho) (la madre) no deja de pensar que su hijo aún está vivo. De forma inesperada Chris (Mario Loría) (el hijo mayor), invita a Anne (Silvia Navarro) (novia de su hermano desaparecido) para confesarle su amor y proponerle matrimonio, lo que no saben es que con su llegada se abrirán grandes grietas que sacarán a flote un secreto, que de ser revelado podría destruirlos a todos.

Este texto fue escrito por Arthur Miller, uno de los exponentes del realismo norteamericano; es un exitoso dramaturgo norteamericano que ha ocupado la cartelera de Broadway por varias décadas, es tan conocido por su obra como por su vida privada, con dos momentos significativos y definitorios de su trayectoria: la era del senador McCarthy y su Comité a la caza de actividades anti-norteamericanas y el publicitado y fallido matrimonio con la actriz Marylin Monroe, prototipo de la estrella hollywoodense con su mundo ubicado, con estrecho margen de error, en el polo opuesto de las preocupaciones sociales y políticas del autor. Valga la aclaración que en Norteamérica, las obras de Milller regresan cada década a los escenarios, en especial La muerte de un viajante, que es la favorita y casi un requisito de examen final para directores y actores en las universidades.

marioloriaysilvianavarr

En este texto que si bien es demasiado nacionalista, tiene una reflexión muy interesante en el planteamiento de los valores y honra de la familia. Dirigido por Francisco Franco (Director de Quemar las Naves), el montaje capta la esencia de sacar los secretos familiares en el jardín de una casa, donde un árbol caído representa la pérdida de la fe y los vecinos sean los que juzgan los crímenes cometidos. La moral juega un papel determinante en el desarrollo del conflicto de esta historia.

Este montaje se presentó el pasado 27 de enero en el Complejo Cultural Universitario. A pesar de su promoción, en la función que me tocó asistir, el teatro estaba lleno en un 45%. Los acomodadores del evento se mostraron rudos en algunas ocasiones. Pasando al montaje, aunque la producción se esmeró en evocar un momento de la historia en Estados Unidos, las actuaciones se sienten frías y sólo cumplidoras, evitando el arriesgue. Diana Bracho y Silvia Navarro demostrando sus muletillas televisivas, el señor Fernando Luján, aún lastimado, le costaba mucho trabajo hablar por lo que se le dificultaba entenderlo. Mario Loría completamente acelerado, con muchísimos errores de dicción y completamente nervioso. Los actores del reparto Osvaldo Benavides, Miguel Pizarro, Alpha Acosta, Martín Altomaro y María Aura completamente deslucidos.

Finalizando el montaje los actores realizaron un boteo para recaudar fondos para donar a las cuentas de ayuda para Haití.

De cultura y otros cuentos: Crimen y Castigo

Stop hating

Stop Hating!

Hace unos días estaba indignado por los comentarios expresados por Esteban Arce en televisión y no salía de mi asombro del nivel de ignorancia expresados en dicha ocasión. Vía web desarrolló una bola de nieve impresionante, quejas en redes sociales, facebook, twitter, etc. ¿Qué otra cosa puede ser peor que unos comentarios homofóbicos en TV? Un asesinato por crimen de odio.
El crimen de odio es una construcción social, y como tal debe estudiarse a partir de la prevalencia de actitudes de discriminación social en sociedades que toleran, e incluso promueven, la violencia ejercida contra las minorías sexuales, religiosas o raciales. En México se ha vivido durante décadas un importante vacío legal que permite que la discriminación contra una minoría homosexual se practique y difunda libremente a través de los medios masivos de comunicación, desde revistas sensacionalistas como Alarma! o Alerta!, hasta emisiones televisivas y representaciones fílmicas que hacen del homosexual objeto de mofa y escarnio social.
Señoritas a disgustoEl pasado 19 de enero del presente año me enteré del asesinato de un miembro de la comunidad teatral poblana. Joaquín Alcalá era director y actor, participó en la obra “Señoritas a disgusto”, donde interpretó a don Silvestre de la Rueda, personaje que mereció el Premio al Mejor Actor Cómico en la Muestra Estatal de Teatro en 2008. Por la forma en la que el occiso fue encontrado se presume que haya sido crimen pasional, pero para que nos hacemos tontos, eso se llama homofobia, fue un crimen en el que se le castigó por ser homosexual. Lo encontraron con heridas, cubierto de semen y envuelto en una bolsa nylon. Eso no fue un robo. Aunque las autoridades lo quieren ver de esa manera.
¿Por qué hablar de un asesinato en este espacio? Bueno, atañe a la comunidad teatral y atañe a la comunidad LGBT. 

Este hecho tiene generarles a ustedes queridos lectores una postura. Es incitarlos a que reflexionen que en esta ciudad se comenten crímenes violentos a personas que tienen una postura diferente, una persona homosexual que hacía arte. Una persona muy respetada por su espléndido trabajo como actor, una persona agradable, interesante y que tenía proyectos en mente. Se recuerda que Joaquín Alcalá era un hombre de teatro.
En este aspecto, la discriminación ha subsistido en los mismos cuerpos de impartición de justicia, donde al denunciarse un crimen donde la víctima es un homosexual o una lesbiana, de inmediato se procede a calificarlo como crimen pasional, desechando por esta vía todo vínculo con lo que pudiera considerarse un crimen de odio, haciendo de la víctima el responsable de lo sucedido. El argumento es invariable: la víctima propició, con su conducta, atuendo o insinuaciones, el crimen o delito que finalmente terminó con su existencia. No hay nada que perseguir.
En Puebla y en cualquier otro lugar, no podremos hablar de equidad hasta que dejen de existir crímenes de odio, hasta que no haya expulsiones injustificadas en las escuelas, despidos laborales injustos; Así que es hora de reconocer que existen estos crímenes, levantar la voz y hacer algo al respecto. Nuestra sexualidad y nuestra vida están de por medio.

Luto

West Side Story desde Times Square!

WestSideStoryLogo En el West Side de Nueva York se disputan la hegemonía dos bandas de jóvenes: los sharks, todos ellos procedentes de Puerto Rico, y los jets, de ascendencia anglosajona. Estos últimos están comandados por Riff, una vez que Tony abandonó la pandilla para llevar una vida normal y poder trabajar. Por otra parte, Bernardo, que es el jefe de los puertorriqueños, convive con su hermana, María, recién llegada de la isla. Una noche, en un baile, coinciden los dos grupos y están a punto de provocar una violenta pelea.

westsidestorycover Los Montesco y Capuleto no son familias sino bandas callejeras, no viven en Verona sino en Manhattan, y sus rivalidades las dilucidan bailando al ritmo de Leonard Bernstein. Un musical de inmenso éxito que adaptó de Broadway la historia de Romeo y Julieta, con unos espléndidos números de baile. Lo cierto es que creo que está algo sobrevalorada, pero sin duda pertenece ya a la historia de los grandes musicales.

Generalmente se dice que “West Side Story” son dos películas. Una, la dirigida por el coreógrafo J. Robbins (toda la parte musical); y otra, la dirigida por R. Wisse (todo el nudo argumental que adapta la historia de Romeo y Julieta). Por esta razón, una sería soberbia; mientras que la otra, resultaría a estas alturas tan empalagosa y ñoña como un merengue con sobredosis de azúcar. Lo cierto es que esas dos partes, de existir, se abrazan a la perfección en este musical clásico, pero atípico.tn-500_westside1 Digo esto porque un género tan almibarado como el musical nunca fue el territorio propicio para digresiones sociales, y aunque la conocida historia de amor entre Tony y María es el hilo conductor de la película, el protagonismo principal es todo ese marco violento en el que se desarrolla la obra.

Las coreografías espectaculares, de esas que se te quedan grabadas por la vitalidad contagiosa que tienen; la música (¿quién no la tarareó en algún momento?) del maestro Bernstein; los actores… espléndidos, la que se lleva la obra es Karen Olivo (Anita) encantadora de principio a fin.

Gran montaje, sin embargo la historia a mi gusto es un tanto superficial y estereotipada. Marcó una época, eso si, y la película, es FANTÁSTICA.

tn-500_gallery-007

Recapitulando…

Este fin de semestre ha sido interesante para mí. Por un lado se acaban las clases y por otro he recibido visitas que me han dado mucho aprendizaje. Este semestre estuvo cargado de gratas vivencias, éxitos y fracasos.

Como ustedes saben llevé dos materias que me sacaron canas verdes, ballet y mercadotecnia las cuales me demostraron muchas cosas. Ballet significó el reto más grande por que era algo nuevo para mí y tenía muchas discrepancias con el profesor y Merca no podía (ni puedo aún) aprenderme los conceptos. En este aspecto la escuela me mantuvo limitado y me sentí encerrado mientras atacaba esas dos frustraciones. Las demás materias no significaron nada más para mi.

Este semestre también tomé la batuta de Elocuencia Cultura, un proyecto naciente que busca llevarles a todos los eventos culturales y artísticos de la Universidad vía Elocuencia8080. Significa un gran reto, pues debo de estar bien coordinado con todas las áreas de esa índole. Se acaba de adquirir un convenio con Comunicación Social de la UDLAP el cuál nos dará presencia en las pantallas de UDLAP y en un espacio en Tribuna Radio (98.7 en FM). Tercera Llamada me dio mucha vinculación con mis amigas Lucía y Daniela, y fue muy grato hablar de teatro en este semestre. Trabajar con Paoky fue una experiencia muy grata por que he aprendido mucho con sus conocimientos y consejos. También le agradezco mucho a Becks y a Don Pato su apoyo este semestre.

En teatro muchos proyectos no se pudieron fraguar por diferentes situaciones, mi tiempo no se ajustaba con el de las otras personas, etc, por lo que en ese punto lo que avanzó fue mi capacidad analítica al ir a varios montajes como La creación del Hombre, Pájaro Negro, Las Arpias (yiuugg) y la obra de Héctor Bonilla, Yo soy mi propia esposa. También la ida al DF con mis compañeros de la carrera para ver varias obras en la UNAM fue muy agradable.

Bueno, sentimentalmente hablando, por fin pinté un HASTA AQUÍ, no más esperar ser correspondido por una ilusión que yo mismo cree y que ni siquiera es real. No más, esperar llamadas, no más correos sin ser respondidos, no más llorar por creer que perdí algo que nunca tuve. Se acabó. Es hora de abrir los ojos, de dejar los brazos abiertos. Ya entré en una fase de apertura sentimental, y si, aunque me cueste trabajo decirlo, ME QUIERO ENAMORAR. Estoy libre y tengo mucho cariño por dar, pero eso, se dará con la persona que demuestre que puede tomar mi mano y valorar mi corazón. Estoy listo.

Este semestre tuve la grata oportunidad de conocer a muchas personas que ya son especiales en mi vida como lo es el buen Hiram (Gezeta) quien ha sido un apoyo muy grato y un gran amigo que me ha apoyado mucho. Muchas gracias por todo tu cariño. Amigos que aunque no los conozco también son muy importantes como @Liz_Grajeda, @JuanPop, @M00NT. Y como diría la buen Lola, hasta a los enemigos hay que agradecerles…bueno esos ya saben quienes son. 😀

Y bueno ya para cerrar, esta semana pasada vino Neftalí (@nefmex) y tuvimos varias pláticas de esas intensas. Si bien yo sé perfectamente quien soy su visita,con esa forma de ser tan agradable que tiene, me hizo entender que me estoy encerrando en un mundo y que no estoy dejando que las demás personas entren. Que reconozco públicamente que me es muy difícil hacer amigos y que tengo un carácter que llega a ser seco pero también que puedo ser muy agradable. Prometo valorar las cosas que tengo más de lo que lo hago y prometo también cambiar día a día esta negatividad que predomino este semestre. También prometo ya no escribir tantas críticas en mi blog y hablar más de mi, para que me conozcan más de lo que ya algunos han hecho.  Así que esperen más de esto, que aún, tengo mucho que decir.

Ánimo: Reflexivo…

Canción: El universo sobre mi / Amaral / Pájaros en la cabeza

Código de barras…

Código de Barras, 2009, Dir. Eduardo Sarugal

Código de Barras, 2009, Dir. Eduardo Sabugal

Con apoyo de varias instancias culturales y gubernamentales Eduardo Sabugal escribió un texto que enfatiza una actualidad decadente, a punto de la destrucción y que vivimos en un mundo a expensas de las mentiras comerciales, los demonios sociales y los diferentes choques culturales.

Código de Barras: La danza complementa la idea teatral.

Código de Barras: La danza complementa la idea teatral.

Vivimos en un mundo egoísta, adentrado en sus propias tribulaciones. Código de Barras es un montaje que te propicia una reflexión. Es una propuesta original e interesante. Nos adentra en un supermercado y lo que sucede cuando ocurre un terremoto y cuatro personas quedan atrapadas en su interior. Un hombre viejo, la cajera, un trabajador del supermercado y un cliente consumista metido en su locura y en su encierro a sustentar su vida en productos que compra compulsivamente.

Los cuatro personajes nos adentran en temas como el fervor religioso, la pelea por el agua, el sometimiento al trabajo, el paso de la edad y la expericencia en la vida y la locura que complementa esa sed de comercialismo. Intercalados a la historia se presentan danzas que complementan un montaje bien estructurado y bien producido. Sin embargo no todo es perfecto, pues los actores no lucen tanto y les falla el volumen, haciendo que pierda lucidez este trabajo.

Dirigida y escrita por Eduardo Sabugal se combinan elementos como el video y la danza. El guión bastante original e incisivo te deja pensando en la brutalidad humana y que lo creemos cotidiano puede ser nuestro peor enemigo.

Calificación: * * * 1/2 de 5 / Muy buena, salvo por los detalles técnicos.

Lo cotidiano es un evento teatral.

Lo cotidiano es un evento teatral.

Para los amantes del teatro, Noviembre.

Noviembre, Achero Mañas, 2003

Noviembre, Achero Mañas, 2003

¿De qué trata?: Empujado por un espíritu que todavía conserva su barniz de idealismo, Alfredo (Óscar Jaenada) decide crear “un arte más libre, hecho con el corazón, capaz de hacer que la gente se sienta viva”. Su concepto del teatro va más allá del escenario, se traslada a pie de calle, cara a cara con el público esperando que éste se implique, provocándolo si es necesario. Sus actuaciones cargadas de denuncia social, sin límites ni censuras, llevan a poner en alerta a las fuerzas del orden público…

Es posible que quien no se haya subido a un escenario no la entienda.

Noviembre es mas que un “docudrama sobre un grupo teatral idealista” como han remarcado algunos; es la ilusión que todos los que nos hemos sentido atraídos hacia el mundo de Tespis hemos tenido. Una reflexión sobre la vida y los ideales: como nacen, crecen se fortalecen, y por desgracia, acaban convirtiéndose en meros sueños de juventud.

Todo el mundo me hablaba de esta película; la mayoría de ellos los nuevos “indies” que pueblan nuestras universidades, para los cuáles Noviembre es una obra de culto.

Mi predisposición a la hora de veerla era algo negativa ya que el tema del teatro en el cine quizás no me parecía lo más interesante, si bien al terminar de verla mi opinión ha sucumbido ante esta obra de arte.

Alfredo caracterizado...

Alfredo caracterizado...

Nos encontramos ante una película con un argumento inusual pero a la vez visto mil veces; está rodada con la inocencia de una mirada limpia pero con la resabiduría del perro más viejo; es dulce y amarga; utópica y realista al límite. Será que en esta serie de paradojas basa su esencia.

No es sólo teatro lo que esta película abarca. Llega más allá, al arte en general, a la comercialización de todo, a dejar de hacer las cosas por placer, por honrar el arte… consumismo consumismo y más consumismo…

El teatro es arte, y como toda arte, debe expresar sentimientos, ideas (o ideologías en su defecto); una actuación no debe crearse con la intención de ser un éxito, con la intención de ganar dinero. Eso debe ser algo secundario.

Noviembre es Alfredo, un chaval que supera las pruebas de una escuela de interpretación y que, tras un inicio decepcionante y humillante, decide luchar por realizar un arte auténtico, directo y provocativo junto a otros compañeros. En esa búsqueda artística serán tan importantes las actuaciones, su resultado, como no traicionar los principios sólidos de su manifiesto.

Nuevas formas de representación

Nuevas formas de representación

Achero Mañas afronta con acierto el reto de rodar los números en la calle con pasión e improvisación, pues es ahí donde el teatro es más limpio, independiente, dinámico y agresivo con la gente que, a diferencia de la que se acomoda al acudir a estrenos, no está preparada, y necesita en mayor medida de la reflexión no encubierta. Su mayor error radica en la elección del falso documental, que no sería tan desastroso sino fuera por la interpretación de los actores que lo componen. No obstante, suple este desequilibrio con otras muchas virtudes. Se le agradece en esta segunda película su apuesta por la libertad creativa en vez de por inflar el presupuesto, su esfuerzo por retratar la crónica viva de unos ideales (desde su efervescente y comprometido nacimiento hasta su desaparición), su compromiso con la esperanza, su valentía, su humildad, su técnica, su sinceridad…

Unión entre teatro y cine

Unión entre teatro y cine

El director consigue sortear el ridículo (la falta de motivación en algunos momentos deja entreverlo), y arriesga su caché en busca de una cinta de tintes populares con trabajo, inspiración y originalidad. Porque esta iniciativa para cambiar el mundo sin ánimo de lucro goza de una presencia física tan constante, bestial, fresca y emotiva, que uno no tiene más remedio que implicarse o salir de la sala, ya que esta amarga historia de entusiasmo combativo y contagioso despierta los sentimientos más primitivos, y convierte en modélica la ilusión que desprende.

Al grano: Una reflexión bienintencionada sobre las artes, el compromiso o el carácter utópico de las generaciones más jóvenes pero, pese al estimulante envoltorio visual, no consigue hacerse totalmente creíble.

* * * 1/2 /5