Prometeo. (Prometheus, Scott, 2012)

Ridley Scott se ha sabido mover entre películas épicas y de ciencia ficción. El contribuyó a que se retomara el género épico en serio y sustentó la ciencia ficción como un género capaz de ofrecer un entretenimiento unido a un interesante manejo discursivo. Prometheus es una película que esperaba con ansias y esta es mi reflexión.

Tenemos un relato que acontece en un viaje de investigación para buscar el origen de nuestra creación. Elizabeth Shaw (Noomi Rapace) y Charlie Holloway (Logan Marshall-Green) encuentran que varias civilizaciones comparten el contacto con seres de otra galaxia por lo que financiados por Peter Weyland (Guy Pearce) acuden en investigación de estos seres. En resumidas cuentas, el viaje se descubre una interesante contrariedad y la película se desenvuelve en el proceso de choque y sobrevivencia.

Scott crea un nuevo universo con ingenio y aplomo, es un hombre que sabe perfectamente los elementos del género y sus guionistas, Jon Spaihts y Damon Lindelof, aprovechan todo los esquemas propios del género. Tenemos empatía por la protagonista (Valiéntemente interpretada por Rapace) y generamos asombro por la participación de Michael Fassbender. El guión de Spaihts y Lindelof falla en no crear suficiente profundidad en personajes que pudieron haber sido más sobresalientes, entre ellos el de Charlize Theron, y la película tiende a sentirse plana, floja y sosa.

La película va ascendiendo, va cautivando y el final es interesante. Sin embargo, los últimos minutos son completamente gratuitos, sólo para fans de la serie Alien. Al final de cuentas la cinta vale por toda la producción, el buen ojo de Scott para crear suspenso y alimentar nuestra hambre de ciencia ficción. Falla la construcción de personajes y su profundidad. Pero después de haber sido entretenido por dos horas, ya nada puedo acotar.

Calificación: * * * 1/2 / 5

Avatar

avatar1 Año 2154. Jake Sully (Sam Worthington) es un ex-marine confinado en una silla de ruedas que, a pesar de su cuerpo tullido, todavía es un guerrero de corazón. Jake ha sido reclutado para viajar a Pandora, donde las corporaciones están extrayendo un mineral extraño que es la clave para resolver los problemas de la crisis energética de la Tierra. Al ser tóxica la atmósfera de Pandora, ellos han creado el programa Avatar, en el cual los humanos "conductores" tienen sus conciencias unidas a un avatar, un cuerpo biológico controlado de forma remota que puede sobrevivir en el aire letal. Estos cuerpos están creados genéticamente de ADN humano, mezclado con ADN de los nativos de Pandora, los Na’vi. Ya en su forma avatar, Jake puede caminar otra vez. Ha recibido la misión de infiltrarse entre los Na’vi, los cuales se han convertido en el mayor obstáculo para la extracción del mineral. Pero una bella Na’vi, Neytiri (Zoe Saldana), salva la vida de Jake, y todo cambia. Jake es admitido en su clan y aprende a ser uno de ellos, lo cual le hace someterse a muchas pruebas y aventuras. Mientras, los humanos siguen con su plan, confiando en que la información de Jack les sea útil.

Avatar-1-600x337 Avatar tiene todo lo que le gusta al público estadounidense. Una historia que enaltece el valor de ser militar, en tiempos de guerra es algo que les gusta escuchar; Una historia sobre colonización para obtener recursos o destruir otra cultura se ha visto en múltiples ocasiones. Entonces Avatar no es tan original como nos la pintan. Si, James Cameron ha hecho clásicos en la ciencia ficción y siempre ha estado a la vanguardia, pero es un fanfarrón. Lo único que está por demás es su ego y el lujo que se da de que cada película que hace sea más cara que la anterior.

No se puede negar que Avatar marcará un antes y un después en el cine en lo que a aspectos técnicos se refiere. Con su 3D,su motion-capture, su CGI y sus mil palabras y siglas raras que no sabemos qué cuernos significan, se filmarán las superproducciones venideras. Pero no es la revolución prometida. Lo único que cambiará en el cine es que en muchas películas en vez de ver arrugas o bótox, veremos los píxels de última generación que el amigo Cameron ha descubierto/inventado. Aparecerán escenarios antes inimaginados y cierto es, que dará lugar a que se amplíe la creatividad de los autores. Para hacernos una idea de lo que costó hacer esta película en 12 años doy un dato: el proyecto de ‘Titanic’ ocupó dos terabites, ‘Avatar’ mil. Y eso se plasma en todas las escenas, haya Na’vis o no los haya, los efectos son únicos. Esto lo digo porque comparando efectos con lo más moderno de este año (‘Tranformers 2’, ‘2012’) que solo colocan ICGs de fondo, en ‘Avatar’ los efectos interactúan con los personajes.

AvatarBehindTheScenes

En Avatar el guión no deja de ser convencional, aunque he de admitir que la creación de ese universo de Pandora, con cultura, fauna, flora, lengua, etc. propia es digna de admirar y alabar. Los personajes se estereotipan por lo que no permite que nadie se luzca en la interpretación, cosa que se agrava si tienen que rodar llenos de cables, frente a pantallas gigantes y sin saber dónde está la cámara. No digo que la historia sea mala, en absoluto, simplemente es muy convencional, pero se nota que quedó en segundo lugar en la ranking de importancia de Cameron. Tiene sus puntitos ecologistas y antibélicos y un edulcorado drama romántico.

En conjunto, aunque “Avatar” se vista de seda, plana se queda. Y por ello me remito a ese guión tan soso. Todo es superficial, el mensaje, su intento de despiadada metáfora. Incluso las actuaciones, exceptuando la de mi bella dama Sigourney Weaver (bueno, Michelle Rodríguez tiene su estrellita, aunque haga el mismo papel una y otra vez), que siempre queda de perlas haga lo que haga. Lo demás… efímero. Olvidable.

No, no es inmensa en todos los sentidos. No es la obra colosal de esta década en la ciencia ficción, ni Cameron es el rey del mundo (¡faltaba más!), así como tampoco es su obra magna. Es una peli de buen entretenimiento donde se esmeraron mucho en el apartado visual. Pues eso, que me ha gustado y cumplió con las expectativas que le tenía. Nada más.

avatar

Al grano: Fastuoso espectáculo visual opacado por una historia simple .

* * * 1/2 / 5

Sector 9

Sector 9, District 9, Neill Blomkamp, 2009

Sector 9, District 9, Neill Blomkamp, 2009

¿De qué trata?: Tras la llegada de una enorme nave espacial extraterrestre a Johannesburgo (Sudáfrica), a los alienígenas recién llegados a la Tierra se les obligó a vivir en condiciones penosas como “refugiados”, en una especie de campo de concentración construido en las afueras la ciudad. Todo empezó unos veinte años atrás, cuando los extraterrestres tomaron el primer contacto con nuestro planeta. Los humanos esperaban un ataque hostil, o un gran avance tecnológico de la raza alienígena. Pero nada de ello sucedió. Los propios extraterrestres eran refugiados de su propio mundo. Sin saber bien que hacer, se confinó a los alienígenas en un campo de refugiados, el “Sector 9”, hasta que las naciones del mundo decidieran qué hacer ante la nueva y extraña situación.

Sector 9 es una película poderosa, pues a diferencia de otras películas de extraterrestres esta es demasiado humana y te hace temer más al propio humano corrupto que al mismo ser ajeno al planeta. Se apoya en una metáfora política de efecto inmediato y quizá poco profunda, pero su formulación es virtuosa, ofrece un auténtico documental de la Johannesburgo actual. Como buena película de ficción la violencia y la crueldad empapan la pantalla y el protagonista es patéticamente ingenuo y torpemente malicioso.

Alejada de todos los clichés de la ciencia-ficción, creo que por fin han sacado un producto serio, con un guión más que coherente. Una película que además de entretener, profundiza en males endémicos de la raza humana. Ya que, tras veinte años en la tierra, los extraterrestres se humanizarán, y eso hará más evidente el dolor que te causa el trato que reciben. Las dosis de acción, llegan a ser pesadas por momentos pero la calidad de su factura hará menos molesta esa carga. Todo ello con algunos toques críticos hacia la discriminación y la segregación que bien podrían relacionarse con la era del apartheid sudafricano y las distintas revoluciones y resistencias derivadas.

Sólo para uso humano....

Sólo para uso humano....

El argumento es curioso, comienza como un pseudo-documental para luego ir entrando claramente dentro del thriller de ciencia ficción con mucha acción y desbordante despliegue de efectos especiales muy bien conseguidos. Por ende es un filme que además de desplegar un enérgico ritmo narrativo, de cautivar desde lo estético con sus logrados efectos visuales, de entretener con una historia llamativa y original, de sorprender con el interesante trabajo interpretativo de un actor desconocido como es Sharlto Copley, de tensionar con el caótico y ampuloso manejo de cámaras para dar hiperrealismo al relato… además de todo ello la cinta deja de trasfondo bastantes conceptos reflexivos mediante esa original “humanización” del maltrato hacia los extraterrestres que son “refugiados” en una especie de campo de concentración.

Pero no queda ahí la cosa, ya puestos en situación respecto a la relación entre humanos y alienígenas, transmitido el mensaje de la cinta, todavía nos queda una segunda parte repleta de acción y sorpresas. Secuencias que la asemejan cada vez más a cualquier blockbuster americano, sin perder por ello un ápice de calidad ni fuerza narrativa. Treinta millones de presupuesto perfectamente aprovechados.

Al grano: Trabajo original, y distinto a lo que estamos acostumbrados a ver siempre en pantalla, “Distrito 9” reinventa el género de ciencia ficción y se convierte, por méritos propios, en una de las cintas más interesantes de este 2009. Una clara muestra de que el ser humano siempre tiende a apartar lo desconocido en lugar de solucionar, integrar o comprender.

* * * * 1/ 2 / 5