Hagamos una porno

Hagamos una porno, Zack and Miri makes a porno, Kevin Smith, 2008

Hagamos una porno, Zack and Miri make a porno, Kevin Smith, 2008

¿De qué trata?: Zack (Seth Rogen)y Miri (Elizabeth Banks) son dos amigos que se conocieron en el instituto y a los que les cuesta afrontar la edad adulta pues, a sus veintimuchos años, se ven inmersos en deudas. Para hacer dinero rápido deciden montar una empresa para grabar porno amateur con sus amigos. Mientras rueden las películas, descubrirán que sentían algo más el uno hacia el otro que la platónica amistad que les había unido hasta ahora.

Debo decir que para mí Seth Rogen y Elizabeth Banks nunca se habían visto mejor interpretativamente; y esto en parte se debe a que Kevin Smith tal vez es cierto que no es un buen director técnico/visual pero lo que sí es y a nadie le queda el menor resquicio de duda, es que es un buen escritor, y que además con el tiempo ha mejorado en labores de montaje y como director de actores, a parte que siempre ha expresado un enorme fanatismo por el viejo y muy querido cine de diálogos. Smith es uno de los pocos que podría competirle a Tarantino en cuanto a quien hace más diálogos descarados. Smith nada más es más vulgar. Smith siempre hace el trabajo sucio. ¿Puede ser una comedia dulce y sucia a la vez? Todo indica que sí.

La solución de todo, hagamos una porno...

La solución de todo, hagamos una porno...

La disfruté mucho y sin verguenza. No he conocido a nadie mejor que Smith para que las conjugue de todas las formas posibles para darle un sentido a algo (de visión obligada en audio original) Además la historia tiene muchas situaciones y secuencias llenas de sinceridad. Pero también, como es normal en Smith, tiende a excederse en varias cosas. Incluso algunos ya estarán hartos de su amor por el Hockey o por la saga de “Star Wars” como ya es conocido.

Es curioso cómo una película puede ser tan contradictoria a la vez; la censura de Estados Unidos se ha encargado de perseguir la peli más inofensiva y azucarada de Kevin Smith. Porque bajo el tema del porno, los tacos, y algún que otro desnudo, se esconde el esquema típico y tópico de película romántica que hemos visto ya hasta la saciedad, de hecho el argumento es increiblemente previsible.

Vale la pena ver la película solo por algunos gags que son realmente de partirse la caja, algunos simplones y/o escatológicos pero no por eso menos efectivos. Lo de menos en la película es el argumento y la historia entre los protagonistas que no tiene ningún interés y está como metida con calzador. Lo que realmente vale la pena son las situaciones que se producen durante el rodaje de la porno, los actores friquis que escogen y el humor guarro en general.

Al grano: No por que en la silla de director diga Kevin Smith la película tiene que ser divertidísima. Sin embargo cumple a ratos a pesar de su esquema romántico y se le agradece ser mucho mejor que Jersey Girl. Pero la verdad sea dicha y no es el mismo Smith de los 90s. La salva el singular carisma de Elizabeth Banks a quien por fin se le disfruta increiblemente.

* * * / 5

Recuerdos de un tonto

Recuerdos de un tonto, Flashbacks of a fool, Baillie Walsh, 2008

Recuerdos de un tonto, Flashbacks of a fool, Baillie Walsh, 2008

¿De qué trata?: Joe Scot (Daniel Craig) es un actor británico cuya carrera en Hollywood comienza a caer en picado cuando cumple cuarenta años. Cuando un amigo de la infancia muere, regresa a casa para el funeral y comienza a rememorar su pasado.

El film empieza con Daniel Craig abandonado a los placeres hasta el punto de poner en peligro la razón que le proporciona todo ese bienestar. Una llamada, un amigo ha muerto en su Inglaterra natal, pero tampoco eso lo decide a viajar. Todo va tan mal que decide suicidarse, pero sólo es capaz de dejarse llevar por la corriente. Cuando es rescatado de sus derivas, entonces decidirá emprender un camino en el que reescribir en la medida de lo posible su rastro de indolencia. Principio del flashback. el joven Joe es un muchacho al que las cosas se le dan fáciles. Vive en un lugar humilde, pero sereno y agradable. Su belleza le acerca a las mujeres más deseadas y sólo tiene que dejarse llevar para que su vida sea tan buena como él hubiera querido que fuera de haberse detenido a pensar. Pero en uno de esos erráticos golpes de mar, Joe se ve envuelto en una terrible situación que, para no variar, no es capaz de afrontar.

La película me ha parecido interesante, me ha gustado la caracterización de un personaje que es tonto, no por decir estupideces, si no por dejarse llevar a la deriva hasta tal punto que ha olvidado lo que es enfrentarse a la vida.

Me ha encantado el uso del score en todo el film (score de Richard Hartley), así como la fotografía a cargo de John Mathieson. La actuación de Daniel Craig es notable.

Al grano: Película que luce el talento de Craig como actor dramático, que aunque sea pequeña, cumple con hacernos reflexionar lo que dejamos atrás por los placeres de la vida

* * * 1/2 / 5

Un poco de gusto visual por Daniel Craig

Un poco de gusto visual por Daniel Craig

Tu última oportunidad…

Tu última oportunidad, Last Chance Harvey, Joel Hopkins, 2008

Tu última oportunidad, Last Chance Harvey, Joel Hopkins, 2008

¿De qué trata?: Harvey Shine (Dustin Hoffman) es un escritor de Nueva York que pasa por un mal momento en su etapa profesional y personal. Pero todo parece cambiar cuando, al viajar a Londres para acudir a la boda de su hija, conoce a una mujer muy peculiar, Kate (Emma Thompson), una solterona cuya vida social se limita a humillantes citas a ciegas y a interminables conversaciones telefónicas con su madre. Harvey se siente inspirado por su inteligencia y manera de ser y pronto habrá una conexión que hará que sus tristes vidas cambien para siempre…

Al ver esta película tuve flashazos de Antes del anochecer y de Antes del atardecer, dos películas dirigidas por Richard Linklater que tratan de un encuentro casual entre dos personas por Vienna y París, sin embargo en ese momento “Antes del anochecer” sólo era circunstancial y “Antes del atardecer” ya definía el futuro de ambos. Lo que en esas película es algo simple aquí es algo complejo y así es como  “Tu última oportunidad” nos lleva a lo largo de la cinta.

En las películas antes citadas todo el conflicto es el encuentro, y aquí el encuentro es complementario a todo lo que sufren ambos personajes. El es un músico divorciado que asiste a la boda de su hija, un ser desplazado, un ser anulado, un ser que es tan humano que en todo momento de la película te sientes enternecido por él. Por otro lado, una mujer solterona abrumada por su relación maternal y aceptando que sus amigas del trabajo le consigan “citas a ciegas”. Cuando llegamos al encuentro nos sentimos aliviados de una conexión ágil y menos que circunstancial se vuelve un momento poderoso en la vida de ambos, pues los dos se complementan y se salvan mutuamente.

Buena química entre Thompson y Hoffman

Buena química entre Thompson y Hoffman

Tu última oportunidad es una madura y acomplejada cinta sobre el amor en personas adultas, sobre segundas oportunidades y acerca de la reconstrucción sentimental de individuos que deambulan con cara larga debido a los traspiés amorosos, sobre el insistir y el no renunciar a la posibilidad de vivir la vida en pareja, sobre la asimilación del fracaso dentro de las relaciones afectivas, sobre el afrontar con aplomo y valentía los errores del pasado, sobre el cambiar la perspectiva y el humor frente a la vida al encontrar el camino correcto dentro de las pasiones amorosas.

Sólo un encuentro puede cambiar tu vida...

Sólo un encuentro puede cambiar tu vida...

Obviamente, el argumento no destaca por su originalidad, sin embargo la cinta funciona por las espléndidas actuaciones de estas dos grandes estrellas. Los secundarios tienen escasa presencia. Ambos fueron nominados a los Globos de Oro. No sobra nada, no falta nada, todo está en su sitio y los gestos y las expresiones de estos dos actores hacen el resto del trabajo. La propuesta es sencilla: debemos aprovechar las oportunidades y más cuando seguramente será la última. Lamentablemente es un filme que pasa sin desagradar pero sin luces suficientes como para ser recordado por momentos memorables, una pálida opción sobre el amor en tiempo de descuento que sólo es válido de visionar una tarde que la emitan en televisión y uno no tenga nada mejor que hacer.

complicidad y compatibilidad...

complicidad y compatibilidad...

En fin, noble en las intenciones al trazar un ejercicio que renueva las esperanzas para los adultos que han fracasado en el amor y que aviva la posibilidad de encontrar la felicidad aún en tiempos muy avanzados. Lo malo es que es muy forzada en sus alternativas para resultar un trabajo creíble y con la fuerza suficiente desde la convicción, además de que resulta bastante edulcorada y simplista en sus trazos textuales.

Al grano: Sin negar la calidad de ambos protagonistas, el film pesa en ellos y es de ellos. Sin embargo, no tiene la suficiente behemencia para ser recordada mucho tiempo.

* * * / 5

Hancock – Fate doesn’t decide everything. People get to choose.

Hancock, Peter Berg, 2008

Hancock, Peter Berg, 2008

¿De qué trata?: Hay héroes, hay superhéroes… y luego está Hancock (Will Smith). Un gran poder conlleva una gran responsabilidad. Todo el mundo lo sabe. Todo el mundo, menos Hancock. Insatisfecho, atormentado, sarcástico e incomprendido, las acciones heroicas y bienintencionadas de Hancock cumplen su objetivo y salvan muchas vidas, pero siempre provocan unos tremendos desaguisados. La población ya no puede más y, aunque está agradecida de tener a su héroe local, los buenos ciudadanos de Los Ángeles se preguntan “qué es lo que han hecho para merecer a este tipo”. Hancock no es alguien al que le importe lo que piense la gente, hasta el día en que salva la vida de Ray Embrey (Jason Bateman), alto ejecutivo de una empresa de relaciones públicas. Y es entonces cuando el impopular superhéroe se da cuenta de que, al fin y al cabo, tiene un lado vulnerable.

Buen arranque, mal seguimiento...

Buen arranque, mal seguimiento...

La verdad es que una historia que cuente acerca de un superhéroe que no es querido, no es tan innovadora…pero si en esta historia al superhéroe tampoco le importa esto, entonces es completamente distinto, y ESA es la historia que iba a convertir esta película en una obra maestra. PERO al final el guionista opta por una historia completamente distinta que prácticamente anula totalmente la primera. Empieza fenomenalmente bien, y te echas unas risas viendo a tan calamitoso personaje meter la pata una y otra vez empapado en Whisky y causando todo tipo de destrozos.

Mantiene durante bastante rato un ritmo muy alto y divertido hasta que de pronto el guionista se mete en un agujero del que ya no sabe salir, te empiezas a aburrir y finalmente te importa un bledo todo lo que está pasando. La media hora final se puede calificar hasta de horripilante, pierde totalmente la gracia y hasta resulta bastante absurda, muy por debajo de los primeros 45 minutos.

Charlize Therón cumple con un personaje importante para Hancock

Charlize Therón cumple con un personaje importante para Hancock

No obstante es una entretenida peli para pasar el rato y sobre todo divertirse en su primera hora, y quizás es con lo que debamos quedarnos. El resultado es un típico producto veraniego en el que destaca la torpeza del director a la hora de transitar a su personaje principal de vagabundo a superhombre como esa forma que tiene de hacer avanzar la historia hacia su espectacularmente absurdo final no sólo sin desarrollar una mitología rigurosa o lógica, sino reescribiendo constantemente sus propias reglas narrativas y dramáticas.

Hancock está perdido, no se encuentra a si mismo, no sabe quién es. Sólo sabe que tiene unos poderes increíbles y esto le convierte en un gamberro peligroso, falto de cariño y sobre todo de sentido en la vida. El personaje es simpático, Will Smith lo es, y cae bien haga lo que haga. No es una comedia al uso, ni un drama tradicional, ni una película de acción convencional, no encuentra, diría yo, una clasificación clara dentro de un género. Hancock, no es ni un Spiderman ebrio, ni un Superman tarado, quiere ser él mismo, distinto a todos. Si descartamos los efectos especiales, que son inmejorables como en cualquier película actual, nos quedamos con una cinta de muchas pretensiones pero pocos logros. Un héroe distinto que manifiesta su desagrado hacia los uniformes de los superhéroes clásicos juzgándolos como ridículos pero se cuida bien de no mencionar a los superhéroes consagrados. Su propio uniforme, una vez que acepta embutirse dentro de él, le parece demasiado ajustado. Fuerza un final feliz rescatando de la muerte a los dos protagonistas cuando el fin natural hubiera sido el sacrificio de uno de los dos.

Al grano: No es la gran película de Superhéroes. No viene precedida por una gran (ni pequeño) comic. Le falta un poco de fuerza y se hace corta. Pero al final es una película fresca y entretenida.

* * / 5

The reader – Una pasión secreta

Una pasión secreta, The reader, Stephen Daldry, 2008.

Una pasión secreta, The reader, Stephen Daldry, 2008.

¿De qué trata?: Cuando cae enfermo en su camino a casa desde el colegio, Michael Berg (David Kross), un joven de 15 años, es rescatado por Hanna Schmitz(Kate Winslet), una mujer que le dobla la edad. Ambos comienzan un apasionado y secreto idilio, hasta que Hanna desaparece un día misteriosamente dejando a Michael confuso y desolado. Ocho años más tarde, siendo estudiante de Derecho, Michael asiste como observador a un tribunal donde se está juzgando a colaboradores de la Alemania Nazi y se queda atónito al encontrarse de nuevo con su antigua amante, esta vez, como acusada. A medida que se va revelando el pasado de la mujer, Michael descubre un profundo secreto que tendrá un gran impacto en la vida de ambos.

Bien trazada la relación entre los personajes, Hanna y Michael

Bien trazada la relación entre los personajes, Hanna y Michael

Y aquí está Stephen Daldry para demostrar por qué se ha ganado el respeto tanto por parte de la crítica como del público. Con ‘Billy Elliot’ emocionó, con ‘The Hours’ mostró sus dotes para el drama, y con ‘Una pasión secreta’ está dispuesto a remover conciencias. El filme se divide en dos partes claramente diferenciadas. Tanto que hasta que no llegamos al final cuesta creer que formen parte del mismo discurso. La primera mitad nos presenta la relación amorosa de los protagonistas. Me gustaron sus primeros pasos, con la historia planteada a modo de flashback, con escenas rebosantes de sensualidad, con un aire enrarecido e intrigante. Kate Winslet, una actoraza en toda regla que se come la pantalla entera -y a todo el que se encuentra en ella- en cada escena en la que aparece.

En la segunda mitad es cuando todo cobra sentido. Es aquí donde otros muchos filmes hubieran fracasado estrepitosamente. Pero lejos de ello, ‘Una pasión secreta’ se crece ante la adversidad y consigue construir una gran historia sobre la relación del pueblo alemán con el nazismo, un tema extremadamente complicado pero tratado con gran delicadeza. El poder que tiene Daldry en cada uno de sus films, hacer tan mesurado algo tan increiblemente poderoso de manera que vemos lo delicado pero recibimos lo poderoso.

Pasión si, amor, sólo ellos lo saben....

Pasión si, amor, sólo ellos lo saben....

La aparente sencillez de ‘Una pasión secreta’ es una excelente arma de combate y da libertad al autor para desarrollar con total libertad un sólido discurso que habla del amor, la culpa, la memoria y la responsabilidad histórica. Es, como ya se ha dicho antes, la recta final la que da sentido a todo lo visto hasta entonces. Hasta consigue que se revaloricen los que a primera vista parecían cabos sueltos en la primera parte. Con todo ello Daldry nos brinda un producto inteligente, que da que pensar, que se aleja de las odiosas tendencias manipuladoras (tan abundantes en estas películas) y que ofrece una infinidad de lecturas.

Excelente trabajo de David Kross

Excelente trabajo de David Kross

Ralph Fiennes está correctísimo y Lena Olinestá muy bien también en esa secuencia final en la que ambos cierran las puertas al pasado sin embargo quien también merecía reconocimiento es David Kross, quien cumple de manera impecable cada uno de las escenas y se pone a tono contra Kate Winslett. Ese muchacho puede dar mucho en futuras películas.

Analizando “Una pasión secreta” superficialmente se diria que es un una cinta bonita en su trasfondo conceptual, que nos demuestra cómo la lectura de libros sirve en este caso como satisfacción del alma, como tranquilizante de la conciencia que carcome, como vehículo que rompe con las barreras físicas del espacio y el tiempo. Sin embargo es más que eso. Mucho más, quienes no la han visto, les recomiendo que vayan y descubra ese inmenso poder que tiene. Por que es de esas películas que hay que ver. Totalmente, recomendable. Lejos de un espectáculo visual ofrece mucho poderío emocional, de ese que sólo Daldry puede contener y finamente matizar.

Que si debía ganar por Revolutionary Road, no sé, AQUÍ ESTÁ INMENSA.....

Que si debía ganar por Revolutionary Road, no sé, AQUÍ ESTÁ INMENSA.....

Al grano: Cinta que  deja bien claro qué difícil es para el ser humano el perdonar agresiones y más aún el perdonarse a sí mismo por errores cometidos.

* * * * * / 5

FICG24 – Gomorra

Gomorra, Matteo Garrone, 2008

Gomorra, Matteo Garrone, 2008

¿De qué trata?: Poder, dinero y sangre: estos son los valores a los que los residentes de la provincia de Nápoles y Caserta tienen que enfrentarse cada día. Casi nunca tienen la posibilidad de elegir, y casi siempre están obligados a obedecer las reglas del “sistema” de la Camorra. Sólo un pocos afortunados pueden llegar a pensar en llevar una vida normal.

Película basada en el best-seller de Roberto Saviano, construida en torno a cuatro temas que controla la camorra, a saber:

Las historias que enmarcan esta película

Las historias que enmarcan esta película

1) Las velas de Scampia, un complejo arquitectónico degradado, compuesto por 7 “velas” de las cuales hay demolidas ya 3. Escenario de la lucha entre 2 clanes. Droga. Rito iniciático. Pagos/cobros, traiciones. Muerte.

2) Residuos tóxicos que durante décadas se entierran en Nápoles contaminando toda la región y que -cito del libro- la mortalidad por cáncer en Campania ha aumentado en los últimos años un 21%. Utilización de niños para conducir los camiones en el vertedero por el “paro desorganizado” de los transportistas. Aparición del único personaje que dice “no” y decide abandonar esa actividad, Roberto(Carmine Paternoster).

3) Dos adolescentes intentos gansteriles de cine, no están dispuestos a someterse a nadie, con una pistola en sus manos el mundo es suyo. Robos de poca monta, tráfico de armas. Advertidos y sentenciados.

4) Un sastre que lleva trabajando desde que era casi un niño en una fábrica de confección. La partida “comprada” por 30 euros el vestido, pero se trata de alta costura que luego lucirán las estrellas de Hollywood. El sastre para ganar dinero extra decide aceptar la proposición de un empresario-explotador chino para enseñar a su cohorte de esclavos frente a la máquina de coser. Dinero, explotación y muerte si fuera necesario.

A pesar de ser realista, se siente un dejo de no enmarcar toda la violencia

A pesar de ser realista, se siente un dejo de no enmarcar toda la violencia

Roberto Saviano, el autor del libro en el que está basada la película, ha recibido amenazas de muerte de algunas de las principales familias mafiosas. Santos cojones tuvo Matteo Garrone para adaptar el libro de Saviano.

Gomorra“, la película, es una historia hiperrealista sobre la Camorra italiana. Garrone cuenta casi de forma documental los “tejemanejes” de la mafia en los barrios napolitanos. Como si de un estudio sociológico se tratase, el director italiano desmitifica la figura yuppy del mafioso traficante vividor, mata al mito Tony Montana y lo baja al infierno, lo sumerge en una guerra en la que si te revelas, te suicidas. Sacar el arma y ponerse a pegar tiros para ascender está bien para las películas, en “Gomorra” como mucho asciendes a los cielos.

Escenarios duros de Italia...

Escenarios duros de Italia...

“Gomorra” es un film denuncia. En Europa la Camorra ha matado más que todas las organizaciones criminales, 4.000 muertes en los últimos treinta años. Una víctima cada tres días. Es muy fácil caer en uno de sus clanes, y así se muestra en el film. Si entras ya no sales y si sales será en una bolsa de plástico y enterrado bajo toneladas de residuos ilegales. Este film, al igual que el libro, debería de avergonzar a los dirigentes italianos. No lo hará porque como los nuestros, hace mucho tiempo que perdieron la vergüenza.

Excelente trabajo actoral. Del mismo modo la utilización de la cámara actuando como testigo de lo que ocurre.

Al grano: A pesar de la increible factura que tiene tras de si, Gomorra se siente un tanto fría a lo que muestra, la falta de más dureza y el centramiento del personaje como un ser que decide que camino optar a pesar de sus condiciones gobierna la trama.

* * * 1/2 / 5

FICG24 – The guitar

La guitarra, The guitar, Amy Redfore, 2008

La guitarra, The guitar, Amy Redfore, 2008

¿De qué trata?: En el espacio de una misma mañana, Mel (Saffron Burrows) pierde su trabajo, a su novio… y le informan de que tiene un cáncer terminal. Ante esa situación, decide perseguir sus sueños durante los dos meses que le quedan de vida.

The Guitar” es una historia de como retomar lo que verdaderamente nos hace vivir a sabiendas que lentamente dejaremos de existir. Es retomar lo que dejamos perdidos por caer en la monotonía cotidiana y revivir eso que alguna vez dejamos atrás, que nos hacía verdaderamente vivir para afrontar una vida acorde a todo lo que alguna vez nos dijeron que era la vida.

Seguramente recordarán a la actriz que hacía de Andrómaca en Troy, Saffron Burrows, la protagonista de esta película. Saffron sostiene está película que va de la muerte a la vida. La actuación de ella es tan pura y contenida que vives toda esa desgracia personal tan directamente que experimentas un acercamiento al personaje.  Mel vivía practicamente tan cotidiana que hasta la ropa que usaba, gris sobre todo, demostraba a alguien deprimido, tal vez sin caracter, sin esperanzas, que cuando le dicen que va a morir realiza un proceso de purificación que le hace entender todo aquello que la hacía vivir intensamente.

Desde su nombre, “Melody” se hace referencia a esa vida musical. En un principio ella es una guitarra sin ser tocada, que cuando comienza a entender su propia melodía alcanza esa paz que tanto necesitaba, ese alcance de la libertad que llega a obtener, demuestra que esa guitarra puede llegarnos a dar tantos bellos momentos, tanta pasión desbordada.

Una estupenda Saffron Burrows

Una estupenda Saffron Burrows

El film es un recorrido de la “vida sin saberla vivir” a la “vida aprovechada intensamente”, es un viaje en el psique de la protagonista. Todos los personajes secundarios son aquellos que logran entrar dentro de la burbuja en la que Mel se protege, logrando mucha interacción y sobre todo son contagiados de este proceso de valorarse y entenderse. Destaca Isaach De Bankolé (Roscoe) como el repartidor de las compras que realiza Mel para saborear todo eso que no vivía anteriormente y Paz de la Huerta (Cookie) como una repartidora de pizzas que le enseña Mel a experimentar y dejarse llevar por ese sabor pasional que tanto tenía contenida.

La música como la pasión que gira tu vida...

La música como la pasión que gira tu vida...

Al grano: Película honesta y sencilla que te deja el sabor de aprovechar cada segundo al máximo. Amy Redford tuvo muy buen inicio, espero ver más de ella. Y lo vuelvo a repetir, Saffron Burrows es un talento increible, merece ser más aprovechada en otros proyectos.

* * * * / 5