Top 10: Películas extranjeras.

Este año el cine extranjero ha encontrado un nicho interesante en nuestro país al ser exhibido en diferentes salas de los proyectores cinematográficos de nuestro país. Estas son a mi elección las películas que han llegado para asombrarnos.


10. Micmacs: Un plan de locos (Francia, Dir. Jean Pearre Jeunet): Un escalón por debajo de sus dos obras anteriores, es verdad, una mezcla entre Amelie y Delicatessen, sin eembargo, no es tan buena como ninguna de las dos. Ahora bien, es una gozada, esos personajes, esa ambientación, esas historias a mitad de camino entre la fantasía y las historias populares, esas coreografías y por favor que deleite la manera en la que disfraza a la “ville de lumières” bajo su prisma parece salir de un cuento de hadas. Yo disfruto como un enano de su cine y cuento los días para su próximo estreno, porque es muy bueno, único e inconfundible, el amigo Jean Pierre Jeunet.

9. La Pontífice (Alemania, Dir. Sönke Wortmann) Mucho se ha dicho que la historia de la mujer papa fue borrada de la historia de la iglesia católica por tratarse de una vergüenza, aunque también se ha dicho que es una leyenda pues no existe documento que avale su existencia y que los hechos que se narran de su pontificado no tienen concordancia con fechas y acontecimientos de Roma. Con actores poco conocidos vemos como una niña con gran capacidad para aprender va saltando obstáculos para recibir una educación que estaba prohíba para las mujeres en esa época y que tiene que disfrazarse de hombre para seguir sus ideales, los cuales estaban basados en su fe a Dios. Después de varios años llega a convertirse en papa, pero la forma en que terminó ese papado no fue como ella hubiera querido.

8. La cinta blanca (Alemania, Dir. Michael Haneke): la película en si, nos introduce poco a poco en la agobiante atmósfera de un pequeño pueblo de Alemania poco antes del estallido de la I Guerra Mundial. La historia, nos la narra el maestro local, no obstante, la cámara no se muestra partidaria de nadie, simplemente enfoca, con una frialdad absoluta todo lo acontecido en el filme. No se muestra partido por nadie, todo el mundo tiene algo que ocultar en una atmosfera totalmente agobiante y opresiva en un lugar donde la moral y las apariencias externas lo son todo. El sobrio blanco y negro y la ausencia total de música (salvo por uno o dos momentos y por que algún personaje toca un instrumento) nos asumen aun más en el micro cosmos que forma este pequeño pueblo. La vida y miserias de todos los habitantes, se exponen ante nosotros y al final, el único juez, es el espectador.

7.  Contracorriente (Perú, Dir. Javier Fuentes-León): El director Javier Fuentes-León logra llevar por casi 2 horas una historia soportada en un elenco sorprendentemente bueno, con Tatiana Astengo brillando durante toda la película. Y logra tocar las fibras de la audiencia con una historia sobre valentía, sobre el lidiar con una realidad como el homosexualismo en la vida pública, a la luz de un pequeño pueblo latinoamericano machista, que tiene unos roles de género tan marcados y sólidos. Es la historia también del amor, ese amor que permite que la esposa del protagonista soporte todo, lo perdone y a pesar de todo, del escarnio público y de las miradas malintencionadas, lo apoye y lo defienda.  Es una película sobre el verdadero significado de “ser hombre”, que no se encuentra en esos partidos de fútbol con los que se quiere criar a un niño para que sea “varón”, sino en la valentía y el coraje. Ese que el personaje de Manolo Cardona manifiesta durante toda su vida, y ese mismo que él espera, y que la audiencia espera también, que manifieste nuestro protagonista.

6. Celda 211 (España, Dir. Daniel Monzón) Partiendo de una idea de lo más curiosa, como la de un motín en el que se ve involucrado un guardia que, en su primer día, se hará pasar por preso para sobrevivir a la situación, Monzón logra reinventar minuto tras minuto la situación, y confabular unos roles que juegan sus ases con la suficiente inteligencia y perspicacia como para que todo resulte veraz y convincente. Entre sus otras armas, dejando de lado un reparto tan atinado que hasta el secundario con menor importancia está perfecto y no rechina, se encuentra un guión muy bien amoldado, que hace de cada minuto que pasa un hervidero de muy buenas ideas, llevadas con pulso y tenacidad, haciendo que en “Celda 211” no se apague la llama que la mantiene encendida en ningún momento y siga creciendo.

5. Mi refugio (Francia, Dir. Francois Ozon) “El refugio” que evoca al título es donde se desarrolla la historia del film, una trama en la que la sensibilidad de Ozon empapa las imágenes, las acaricia por momentos para en otros, incomprensiblemente, no ir más allá de la frialdad. Correcta pero muy irregular, lo más favorable que puede decirse de ella es que es fiel a si misma, no aspira a más de lo poco que consigue y se sustenta en apenas tres personajes para lograrlo. Es fría, distante, pero desde luego no juega a ser lo que no es. En ‘Le refuge’, Ozon vuelve a demostrar esta agradecible característica de su cine narrando la historia de una joven heroinómana embarazada que se refugia de la familia de su novio fallecido (de una sobredosis, claro) para poder dar a luz a un hijo no deseado por la familia burguesa del padre.

4. Coco Chanel & Igor Stravinsky (Francia, Dir. Jan Kounen) Diferente a la biografía esterilizada por Audrey Toutou este film con suma elegancia aborda la relación que sostuvo Coco Chanel con el compositor Igor Stravinsky. Todo el proceso en el que la diseñadora construye su imperio y ese halo que la sostuvo hasta el final, mientras el compositor tiene que valorar a su familia o su trabajo. Impresionante manejo musical de Gabriel Yared compositor, atinado el hecho de aprovechar la música del compositor. Un biopic tan bellamente contado que es imposible que no sientas la fuerza de esa intempestiva relación. Magnificas las actuaciones de Mads Mikkelsen y Anna Mouglalis.

3. La Teta Asustada (Perú, Dir. Claudia Llosa) De ritmo conciso e inteligente, en “La teta asustada” se nos narra una historia sobre raíces, sobre las raíces que ha echado una persona aun temerosa por el pasado, todavía asustada de aquello en que pueda devenir su futuro, y sobre todo, de una persona que se protege como puede de ese pasado. En ocasiones a trancas y barrancas, aguantando y sosteniéndose día a día sin saber exactamente como debe girar su particular mundo, pero siempre tras un halo de pretendida seguridad, que se ve desmoronada ante la presencia de cualquier desconocido, aunque en ese mundo no quepan ni conocidos ni desconocidos. Con calma y con lentitud, se recorren los parajes, los peldaños, las festividades y últimos adioses, con la misma lentitud que una psique asustada y retraída logra enterrar todos sus temores y enfrentarse al presente como si nada hubiese sucedido.

2. Los Hombres que no Amaban a las mujeres (Suecia, Dir. Niels Arden Oplev) Los hombres que no amaban a las mujeres es una película fría y distante, igual que el libro de Larsson, cuyos personajes apenas muestran sus sentimientos e inquietudes, como si vivieran en alguna dimensión distinta a la nuestra dentro del mismo universo. El director y los guionistas han sido bastante inteligentes a la hora de quitar paja al libro siendo toda la película bastante fiel a la novela de Larsson, lo que es de agradecer. Además Oplev no cae en continuos flashback (la película se podría haber hecho a base de ellos), y los que utiliza son, su mayoría, de apenas unos segundos lo que le da vitalidad a la película.Es de agradecer también el soberbio trabajo de Noomi Rapace creando una Lisbeth Salander oscura y fría pero muy humana, toda una heroína, cual Juana de Arco del siglo XXI. Michael Nyqvist, que hace de Blomkvist está tal vez un poco sobreactuado pero no deja de ser una buena actuación.

1. El secreto de sus ojos. (Argentina – España. Dir. Juan José Campanela) Entrar en el rigor que demanda el cine y la literatura negra, parece servirle al experimentado narrador de historias cotidianas Juan José Campanella, para controlar sus habituales desbordes sentimentales y minimizarlos a certeros chispazos de humor que alternan momentos de intenso dramatismo con risas como válvula de escape. Uno de sus puntos más fuertes son las notables actuaciones en roles inolvidables. Con respecto a los desenlaces, Campanela tiene la necesidad de que sus películas
conduzcan hacia un final feliz. Así el protagonista Benjamin Exposito recorre un
itinerario que van literalmente del temor al amor (del “Temo” al “Te Amo”). Porque
debajo de tanta negrura, el tema sigue siendo ese eterno sentimiento. Y su concreción, el gran desafío pendiente en el poco tiempo que aún queda.

2 pensamientos en “Top 10: Películas extranjeras.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s